MAGAZINE
Los ‘Antes y Después’ en Home Staging
Que es un Antes y Despues

Los ‘Antes y Después’ en Home Staging

Los famosos ‘Antes y Después’ del Home Staging son visualmente muy bonitos y divertidos pero hay una lectura más profunda que no lo es tanto, sobretodo para el propietario que los sufre.

Los ‘Before & After’ son para nosotros una manera muy clara y gráfica de explicar cómo debe ser un buen servicio inmobiliario, moderno y de calidad. Varios de nuestros clientes propietarios han pasado por esas experiencias dramáticas con la venta de sus casas. Por suerte, algunas de ellas pudieron ser reconducidas con el Home Staging y al final acabaron en celebración.

El ‘Antes’

Los ‘Antes’ vendrían a ser la manera antigua de poner una vivienda a la venta. Una cantidad x de simples fotos, una descripción hecha sin miramientos, un precio y a correr. El paso siguiente es subirlo todo a los portales inmobiliarios y esperar. Esperar a ver si entre el mar de oferta hay un comprador que se interese por ver la casa.

Este tipo de lanzamientos al mercado, suelen acabar mal. Al no haberse preparado a fondo la vivienda primero, ni haber generado un buen material gráfico después (bien sea fotografía, u otros extras como el video, el maquetado virtual 3d, etc…), la casa pasa desapercibida y no despierta el interés del comprador. En consecuencia, tampoco destaca en las redes sociales ni en ningún otro canal de difusión que se utilice, más bien todo lo contrario.

Con el paso del tiempo (el gran enemigo), la única táctica de atracción disponible es la rebaja de precio,a ver si así hay suerte…–. Muchas veces esta táctica tampoco funciona y el propietario se ve abocado (y atrapado) a seguir rebajando el precio. Cuanto más tiempo pasa, más rebaja y más desinterés y desconfianza se genera. Cada vez que un comprador se cruza con esa vivienda en un portal inmobiliario, la descarta de inmediato aumentando la sospecha de que algo malo debe haber en ella.

La Mala Experiencia Inmobiliaria

La aventura acaba con lo que se denomina “vivienda quemada”, un estadio en el que la vivienda pierde todo el interés y valor perceptible para el comprador, haciendo que las opciones de venderse sean prácticamente nulas. La única manera de acabar esta larga pesadilla es malvender, el peor de los finales.

Antes de llegar a este punto tan dramático, los profesionales del Home Staging a veces podemos ayudar a “resucitar” la vivienda quemada y relanzarla al mercado. Es una tarea complicada y laboriosa, pero da muy buenos resultados si se hace bien; en Markham Stagers tenemos experiencia en ello.

Esta sería la forma de vender viviendas al estilo ‘Antes’ que muchas agencias inmobiliarias, supuestamente profesionales del sector, todavía practican hoy. Seguir con esta manera de hacer conlleva prolongar la mala praxis, algo que tras décadas de queja continuada del consumidor inmobiliario, debería abolirse definitivamente o incluso ser penalizada de ser continuada.

El ‘Después’

El ‘Después’ es otra manera distinta de entender la venta de una casa. Desde el inicio hay una conciencia de la importancia del factor tiempo en la operación inmobiliaria y el Marketing pasa a ser el ingrediente protagonista. Técnicas como el Home Staging, que se encargan de toda la preparación previa de la vivienda tanto física, como visual y estratégica, son claves para lograr el objetivo de acelerar su venta.

Este trabajo tan necesario de preparación del producto y de estrategia comercial es llevado a cabo por un tándem: el home stager y el agente inmobiliario. Estos dos profesionales trabajan en equipo para dar al vendedor la mejor experiencia inmobiliaria y calidad de servicio que se puede ofrecer: vender rápido y por el mejor precio posible.

El porcentaje de éxito del Home Staging es muy elevado y su coste es perfectamente asumible por los honorarios que el propietario paga por el encargo de vender su casa. Cada vez son más las agencias inmobiliarias que entienden la necesidad de aportar más valor al cliente y de procurar por sus intereses por encima de todo. Al fin y al cabo, los beneficios para el propietario serán también los suyos propios como agencia y como sector.

La Buena Experiencia Inmobiliaria

De resultas de todo este trabajo de preparación, se obtiene un producto inmobiliario mucho más atractivo y más eficiente para lograr el objetivo. Se generan más visitas. Las ofertas de los compradores son más altas y las negociaciones más leves. La operación se cierra en menos tiempo y la satisfacción del cliente aumenta considerablemente.

Una venta rápida y satisfactoria, conlleva una buena valoración para la inmobiliaria y hace aumentar las posibilidades de que ese mismo cliente acuda a ella en el futuro, fidelizándolo.

Incluso los compradores lo agradecen, ya que el Home Staging mejora notoriamente la estética del sector haciendo que la experiencia de buscar una casa en portales y redes sociales sea visualmente más agradable que antaño. También mejora la calidad de las visitas, al cumplirse (o superarse) las expectativas creadas con el anuncio al comprobar que la vivienda está exactamente igual que lo anunciado.

Todos ganamos, –¡por fin!–. La pregunta es: ¿por qué en España el agente inmobiliario quiere seguir siendo de los de ‘Antes’? Y llevado a nuestro terreno como Home Stagers, ¿por qué el Home Staging se sigue viendo como un gasto por parte de los agentes siendo una técnica tan eficaz y eficiente para la venta inmobiliaria y para la tan necesaria mejora del sector?

Dejar de ser los del ‘Antes’ está al alcance de todos los inmobiliarios. Desde Markham Stagers seguiremos aportando valor para que poco a poco seamos más en el lado bueno, el del ‘Después’. ¿Vienes?

¿Sabes cómo usar el Home Staging para vender bien tu casa?
Nuestro equipo puede ayudarte.